miércoles, 20 de septiembre de 2017

Audiencia General del Papa FRANCISCO

CIUDAD DEL VATICANO (http://press.vatican.va - 20 de septiembre de 2017).- La Audiencia General ha tenido lugar esta mañana a las 9:30 horas en la Plaza de San Pedro donde el Papa FRANCISCO ha encontrado a los grupos de peregrinos y fieles procedentes de Italia y de todos los lugares del mundo.


En su discurso, el  Pontífice, ha hablado del tema “Educar a la esperanza”.


Después de resumir su catequesis en diversas lenguas, el Santo Padre ha saludado en particular a los grupos de fieles presentes y ha lanzado un llamamiento en favor de la iniciativa “Un minuto por la paz


La Audiencia General ha terminado con el canto del Pater Noster y la Bendición Apostólica.


PAPA FRANCISCO


AUDIENCIA GENERAL


Miércoles 20 de septiembre de 2017


Queridos hermanos y hermanas, ¡buenos días!
 

La catequesis de hoy tiene como tema "educar a la esperanza". Y por eso usaré directamente el "tú", imaginando que hablo como educador, como padre a un joven, o a cualquier persona dispuesta a aprender.

 

¡Piensa,  allí donde Dios te ha plantado, espera! Espera siempre.

 

No te rindas a la noche: recuerda que el primer enemigo que tienes que derrotar no está fuera de ti: está dentro. Por lo tanto, no dejes espacio a los pensamientos amargos, oscuros. Este mundo es el primer milagro que Dios ha hecho y Dios ha puesto en nuestras manos la gracia de nuevos prodigios. La fe y la esperanza proceden juntas. Cree en la existencia de las verdades más altas y más hermosas. Confía en Dios creador, en el Espíritu Santo que mueve todo hacia el bien, en el abrazo de Cristo que espera a cada hombre al final de su existencia; cree Él te espera. El mundo va adelante gracias  a los ojos de muchos hombres que han abierto brechas, que han construido puentes, que han soñado y creído; incluso cuando escuchaban palabras de burla a su alrededor.

 

No pienses nunca que tu lucha aquí abajo es completamente inútil. Al final de la existencia no nos espera  el naufragio: en nosotros palpita  una semilla de absoluto. Dios no defrauda: si ha puesto una esperanza en nuestros corazones, no quiere destruirla  con frustraciones continuas. Todo nace para florecer en una eterna primavera. Dios también nos ha hecho florecer. Recuerdo ese diálogo cuando el roble preguntó al almendro: "Háblame de Dios". Y el almendro floreció.

 

Donde quiera que estés, ¡construye! Si estás en el suelo, ¡levántate! Nunca te quedes tirado, levántate,  deja que te ayuden a levantarte. ¡Si estás sentado, ponte en camino! ¡Si el aburrimiento te paraliza, ahuyéntalo  con buenas obras! Si te sientes vacío o desmoralizado, pide que el Espíritu Santo  llene de nuevo tu nada.

 

Obra la paz está en medio de los hombres, y no escuches la voz de los que difunden odio y divisiones. No escuches esas voces. Los seres humanos, por muy diferentes que sean, han sido creados para vivir juntos. Ante los contrastes, paciencia: un día descubrirás que cada uno es depositario de un fragmento de verdad.

Ama las persona. Ámalas  una a una. Respeta el camino de todos, lineal o dificultoso , porque cada uno tiene su propia historia que contar. Cada uno de nosotros tiene su propia historia que contar. Cada niño que nace es la promesa de una vida que una vez más demuestra ser más fuerte que la muerte. Todo amor que surge es un poder de transformación que anhela la felicidad.

 

Jesús nos entregó  una luz que brilla en las tinieblas: defiéndela, protégela. Esa luz única  es la mayor riqueza confiada a tu vida.

 

Y sobre todo, ¡sueña! No tengas miedo de soñar. ¡Sueña! Sueña con un mundo que todavía no se ve, pero que ciertamente vendrá. La esperanza nos lleva a creer en la existencia de una creación que se extiende hasta su cumplimiento definitivo, cuando Dios será todo en todos. Los hombres capaces de imaginar han regalado a la humanidad  descubrimientos científicos y tecnológicos. Han surcado  los océanos, y pisado tierras que nadie había pisado nunca. Los hombres que han cultivado esperanzas son también los que han vencido la esclavitud, y han traído mejores condiciones de vida a esta tierra. Piensa en esos hombres.

 

Sé  responsable de este mundo y de la vida de cada hombre. Piensa que toda injusticia contra un pobre es una herida abierta, y disminuye tu propia dignidad. La vida no cesa con tu existencia, y a este mundo vendrán otras generaciones que sucederán a la nuestra, y muchas más. Y  pide a Dios cada día el don del valor. Recuerda que Jesús venció al miedo para nosotros . ¡Él venció al miedo! Nuestro enemigo más traicionero no puede nada contra nuestra fe. Y cuando te encuentres atemorizado frente a  algunas de las dificultades de la vida, recuerda que no vives solo para ti. En el bautismo, tu vida ya está inmersa en el misterio de la Trinidad, y tu perteneces a Jesús. Y si un día te asustases  o  pensases  que el mal es demasiado grande para desafiarlo, piensa simplemente  que Jesús vive en ti. Y es Él quien, a través de ti, con su mansedumbre quiere someter a todos los enemigos del hombre: el pecado, el odio, el crimen, la violencia; todos nuestros enemigos.

 

Ten siempre el valor de la verdad, pero recuerda: no eres superior a nadie. Recuérdalo: no eres superior a nadie. Aunque fueras el último en creer en la verdad, no te apartes de la compañía de los hombres. Aunque vivieras  en el silencio de una ermita, lleva en  tu corazón  el sufrimiento de cada criatura. Eres cristiano; y en la oración todo lo entregas a Dios.

 

Y cultiva ideales. Vive por algo que sobrepasa al hombre. Y si algún día uno de estos ideales te pasara una factura considerable, no  dejes nunca de llevarlo en tu corazón. La fidelidad consigue todo.

Si te equivocas, levántate: nada es más humano que cometer errores. Y esos errores no tienen que convertirse para ti en una prisión. No te dejes aprisionar por tus errores. El Hijo de Dios no vino para los sanos, sino para los enfermos; por lo tanto también vino para ti. Y si te vuelves a equivocar en el futuro, no tengas miedo, ¡levántate! ¿Sabes por qué? Porque Dios es tu amigo.

Si te hiere  la amargura , cree firmemente en todas las personas que todavía trabajan para el bien: en su humildad está la semilla de un mundo nuevo. Frecuenta  las  personas que han mantenido su corazón como el de un niño. Aprende de la maravilla, cultiva el asombro.

Vive, ama, sueña, cree. Y, con la gracia de Dios, no desesperes nunca.


Saludos en las diversas lenguas


Saludos en francés


Saludo  cordialmente a los peregrinos franceses, especialmente a los grupos de las Obras Misioneras  Pontificias, acompañados por Monseñor Patrick Le Gal. ¡Dios no defrauda! Puso la esperanza en nuestros corazones para hacerla prosperar, no para mortificarnos con decepciones continuas. Renovemos nuestro apego y nuestra confianza en Jesús que vive en nuestros corazones para superar nuestras debilidades y atravesar nuestras pruebas. ¡Que Dios os bendiga!


Saludos en inglés


Saludo a los peregrinos de lengua inglesa presentes en la audiencia de hoy, especialmente los de Inglaterra, Escocia, Irlanda, Dinamarca, Noruega, Ghana, Nigeria, Uganda, Australia, India, Indonesia, Filipinas y Estados Unidos de América. Un saludo particular a los nuevos estudiantes del Venerable Colegio Inglés asegurándoles  mi oración por sus estudios para el sacerdocio. Saludo a los muchos médicos y profesionales presentes, al tiempo que aliento sus esfuerzos para respetar y proteger el don de la vida frente a los urgentes desafíos éticos de nuestros tiempos. Sobre todos vosotros  y sobre vuestras familias, invoco la alegría y la paz de nuestro Señor Jesucristo.


Saludos en alemán


¡Una cordial bienvenida a todos los peregrinos de lengua alemana! Un saludo especial a  los estudiantes del Collegium Canisianum de Innsbruck y al gran grupo de estudiantes del Gymnasium Bad Essen. En particular, a vosotros jóvenes, presentes tan numerosos, os pido, que  permaneciendo unidos a Jesús, deis  al mundo entero un testimonio de la esperanza cristiana. ¡Dios os bendiga a todos!



Saludos en español


Queridos hermanos y hermanas:


Hoy tratamos sobre el tema «educar a la esperanza», por eso usaré el tú, imaginando conversar con un joven o con cualquier persona dispuesta a aprender.


¡Donde Dios te ha plantado, espera! No cedas al desánimo. Recuerda que el enemigo que tienes que derrotar está dentro de ti. Cree firmemente que este mundo es un milagro de Dios, que él nos da la gracia de realizar nuevos prodigios, porque la fe y la esperanza caminan juntas. Confía en Dios Creador, que llevará su creación a cumplimiento definitivo, en el Espíritu Santo que guía todo el bien, en Cristo que nos espera al final de nuestra existencia.


Nunca pienses que has luchado en vano, que al final de la vida nos espera el naufragio. Dios no nos engaña, llevará a plenitud, como una eterna primavera, la esperanza que ha puesto en nuestro corazón. No te quedes paralizado, levántate, camina, confía, Sueña. Sé constructor de paz y no de odio o división. Ama a tu prójimo, respeta el camino de cada uno, sé compasivo y justo. Sueña con un mundo nuevo. Pide a Dios la gracia de ser valiente. Recuerda que Jesús venció por nosotros al miedo, el enemigo más grande contra nuestra fe. Reconoce que por el Bautismo tu vida pertenece a Cristo y él vive en ti, y a través tuyo, con su mansedumbre, quiere someter a los enemigos del hombre: el pecado, el odio, el crimen, la violencia.


Recuerda que no eres superior a nadie y que, como cristiano, eres hermano de todos. Cultiva ideales y sé fiel a ellos. Y si te equivocas, no dudes en levantarte siempre, pues no somos infalibles, y el Hijo de Dios ha venido para rescatarnos a todos. Vive, ama, cree, sueña. Dios es tu amigo, y con su gracia, nunca caigas en la desesperación.


* * * * *


Ayer un terrible terremoto ha asolado México, ―vi que hay muchos mexicanos hoy entre ustedes― causando numerosas víctimas y daños materiales. En este momento de dolor, quiero manifestar mi cercanía y oración a toda la querida población mexicana. Elevemos todos juntos nuestra plegaria a Dios para que acoja en su seno a los que han perdido la vida y conforte a los heridos, sus familiares y a todos los damnificados. Pidamos también por todo el personal de servicio y de socorro que prestan su ayuda a todas las personas afectadas.

Que nuestra Madre la Virgen de Guadalupe con mucha ternura esté cerca de la querida nación mexicana.


Saludos en portugués


Saludo cordialmente a los peregrinos de lengua portuguesa, especialmente a los fieles brasileños y al grupo de benefactores, historiadores y editores de la obra literaria “Portugal católico” y  les animo a buscar siempre la mirada de la Virgen que consuela a los que atraviesan pruebas  y tiene abierto  el horizonte de la esperanza. Mientras confío  a vosotros y a vuestras familias a su protección invoco sobre todos la bendición de Dios.


Saludos en árabe


¡Doy una cordial bienvenida a los peregrinos de lengua árabe, en particular a los de Oriente Medio! Queridos hermanos y hermanas, no os rindáis a la noche. Operad la paz en medio de los hombres y respetad el camino de todos, porque cada uno tiene su propia historia que contar. ¡El Señor os bendiga!


Saludos en polaco


Saludo cordialmente a los peregrinos polacos. El lunes, en Polonia, se celebró  la memoria de San Estanislao Kostka, patrón de los niños y los jóvenes. Deseoso de  dar un propósito más elevado a su vida, unido estrechamente con Dios, entró en los Jesuitas contra la voluntad de sus padres. La oración continua, la confesión frecuente, la santa misa diaria, el trabajo espiritual sobre sí mismo, formaron su santidad ya en sus años de juventud. Que su ejemplo recuerde a los padres y a los jóvenes que la perspectiva de alcanzar una posición social no lleve a hacer oídos  sordos a la llamada del Señor. Alabado sea Jesucristo.


Saludos en eslovaco


Doy  una cordial  bienvenida a los fieles eslovacos. En particular, saludo a los participantes en la duodécima peregrinación del Ordinariato de las  Fuerzas Armadas y de los Cuerpos de las Fuerzas Armadas, guiada por el Ordinario Militar , Mons František Rábek. Queridos hermanos y hermanas, os deseo que seáis testigos valientes de Cristo en el ambiente particular en el que vivís y trabajáis. Os bendigo de buen agrado, así como vuestro  servicio y a vuestros  seres queridos en la Patria. ¡Alabado sea Jesucristo!


Saludos en italiano


Doy una cordial bienvenida  a los peregrinos de lengua italiana. Me complace recibir a los seminaristas del Pontificio Colegio Internacional Maria Mater Ecclesiae de  Roma, a los Misioneros de la Consolata, a los religiosos de la Compañía de María Nuestra Señora y a las monjas benedictinas de Vetralla. 


Saludo a los grupos parroquiales,  a los muchos devotos de San Charbel Maklouf, a las familias y directivos  de las empresas que se han unido a la iniciativa "Un lazo en la empresa" de Manageritalia, a la "Federación Italiana de los antiguos  juegos  y  deportes de bandera", a los miembros de la archicofradía Maria Santissima Assunta in  Cielo de Terravecchia-Serra San Bruno. Que la visita a las tumbas de los apóstoles favorezca  en todos el sentido de pertenecer a la familia eclesial e incentive  un servicio cada vez más operoso.

 

Saludo a los jóvenes, a los enfermos y a los recién casados. Mañana es la Fiesta de San Mateo,  apóstol y evangelista. Su conversión sea un ejemplo para vosotros, queridos jóvenes, para que viváis vuestra vida con los criterios de la fe; su mansedumbre os sostenga, queridos enfermos, cuando el sufrimiento parece insoportable; y su abandono de los cálculos del mundo os recuerde, queridos recién casados, la importancia de la lógica del amor en la vida matrimonial que habéis emprendido.


© Copyright - Libreria Editrice Vaticana

Audiencia y Nombramientos del Santo Padre [Miércoles 20 de septiembre]

CIUDAD DEL VATICANO (http://press.vatican.va - 20 de septiembre de 2017).- El Santo Padre FRANCISCO ha recibido esta mañana en Audiencia Privada a Muhammad al-Issa, Secretario General de la  Liga Musulmana Mundial.


----- 0 -----


Así mismo en otros Actos Pontificios hoy el Papa:


* Ha aceptado la renuncia al gobierno pastoral de la Prelatura territorial de Borba (Brasil), presentada por S.E. Monseñor Elói Róggia, S.A.C.


* Le sucede S.E. Monseñor Zenildo Luiz Pereira da Silva, C.SS.R., hasta ahora Obispo Prelado Coadjutor en la misma prelatura.


*       *      *


Ha aceptado la renuncia al gobierno pastoral de la diócesis de Sete Lagoas (Brasil) presentada por S.E. Monseñor Guilherme Porto.


Ha nombrado Obispo de la diócesis de  Sete Lagoas (Brasil) a S.E. Monseñor Aloísio Jorge Pena Vitral, trasladándolo de la diócesis de Teófilo Otoni.


S.E. Mons. Aloísio Jorge Pena Vitral nació el 23 de abril de 1955 en Rio de Janeiro, en la Arquidiócesis del mismo nombre.  Después de un período de formación en la Congregación de los Sacerdotes del Sagrado Corazón de Jesús (Dehonianos) donde estudió Filosofía en el Convento Sagrado Coração de Jesus de Brusque (1977-1979) y parte del curso de Teología en el Instituto Teológico Dehoniano de Taubaté (1980-1983), optó por el clero diocesano y fue admitido en el Seminario Coração Eucarístico de Jesus en la archidiócesis de Belo Horizonte, concluyendo los estudios teológicos en la  Pontificia Universidad Católica de Minas Gerais (1985).


Fue ordenado Sacerdote el 18 de enero de 1986 e incardinado en la Arquidiócesis de Belo Horizonte, donde ha desempeñado los siguientes cargos: Párroco en Santo Antônio do Morro Velho de Nova Lima, en  Belo Horizonte en las Parroquias de Santa Efigênia dos Militares y de Nossa Senhora das Dores; Formador y luego  Rector del Seminario di Filosofía; Miembro del equipo de Espiritualidad del Centro Loyola de los Padres Jesuitas; Vicario Foráneo; Formador Espiritual en el Seminario Mayor arquidiocesano.


El 11 de febrero de 2006 fue nombrado Obispo titular de Tubursico-Bure y Auxiliar de Belo Horizonte, recibiendo la ordenación episcopal el  25 de marzo sucesivo. El 25 de noviembre de 2009 fue nombrado Obispo de Teófilo Otoni.

Intervenciones del Secretario para las Relaciones con los Estados en la 72ª Sesión de la Asamblea General de las Naciones Unidas

CIUDAD DEL VATICANO (http://press.vatican.va - 20 de septiembre de 2017).- 
Publicamos a continuación las intervenciones del Secretario para las Relaciones con los Estados  S.E. Monseñor Paul R. Gallagher, ayer en Nueva York durante los trabajos de la 72ª Sesión de la Asamblea General de las Naciones Unidas.


Reunión ministerial cerrada sobre la República Centroafricana durante la 72ª Sesión de la Asamblea General de la ONU

Señor Presidente.

La Santa Sede está muy preocupada por la intensificación del conflicto en curso en la República Centroafricana, que está causando ulteriores muertes y heridos entre la población civil y agravando la situación de los refugiados y los desplazados internos.

La Santa Sede aprecia el papel de la MINUSCA, así como la ampliación de su mandato por la ONU, cuyo objetivo es restablecer la paz en la capital, Bangui, y neutralizar, en la medida de lo posible, las acciones de los grupos armados que infligen sufrimientos a las  poblaciones indefensas. Sin embargo, también desea que se adopten medidas más eficaces para proteger a los civiles, sin distinción de credo religioso o rango, a fin de evitar la parcialidad y ganar  una mayor confianza de la población local. Por lo tanto, el aumento del número de fuerzas de paz y la reorganización de sus operaciones deben tener como prioridad la protección de la seguridad de todos los ciudadanos y el restablecimiento de la paz. Muy conscientes de que las personas más vulnerables en el actual conflicto son las mujeres y los niños, hago un llamamiento a la MINUSCA para que defienda su dignidad de personas indefensas, para que garantice su seguridad personal y libertad de movimiento y para protegerlas de las agresiones armadas y de cualquier abuso o humillación que degradaría su dignidad humana. Como señaló el Papa Francisco durante su visita a Bangui, la dignidad es un "Este valor moral, sinónimo de honestidad, lealtad, bondad y honor, es el que caracteriza a los hombres y mujeres conscientes de sus derechos y de sus deberes, y que lleva al respeto mutuo "Discurso  a las Autoridades y al Cuerpo Diplomático, 29 de noviembre de 2015).

La Comunidad Internacional está llamada a dar todo el apoyo necesario para el desarrollo democrático e inclusivo de aquellas estructuras que permitan el crecimiento del país. Por supuesto, es deber del Gobierno nacional garantizar el imperio de la ley, frenar y combatir la corrupción, que despoja de la confianza a los ciudadanos y garantizar el acceso a la atención sanitaria y a la educación para los ciudadanos de todos los niveles, sin discriminación. Pero esto, a su vez,  requiere la acción coordinada de la Comunidad Internacional, para que la ayuda financiera prometida durante la Conferencia de Bruselas del pasado otoño sea puesta a disposición, dando una inyección de recursos al país y facilitando su reconstrucción así como su recuperación financiera.

En cualquier país, una dinámica sana entre las diversas fuerzas políticas sólo puede lograrse mediante un diálogo sincero. Con la ayuda de la Comunidad Internacional, este diálogo debe convertirse en el camino privilegiado para llegar a la paz y dar a la República Centroafricana la estabilidad necesaria para su renovación social, económica y política. De hecho, el diálogo es la única solución a cualquier conflicto armado y la única manera de silenciar las armas de guerra y dar vida a palabras de reconciliación. Podemos recordar aquí el resultado positivo de la visita pastoral del Papa Francisco (29-30 de noviembre de 2015), que dio lugar a gestos de cooperación fuertes y claros, promovidos también por los jefes de las otras confesiones religiosas. Recientemente, el Santo Padre hizo un llamamiento a todos los sectores de la República Centroafricana: "que las armas callen y que la buena voluntad de diálogo prevalezca para dar al país paz y desarrollo" (Papa Francisco, Ángelus, 21 de mayo de 2017).

Para lograr un resultado fructífero, ese proceso de diálogo debe prever:

- un alto el fuego entre todas las partes en conflicto;

- los medios adecuados para desarmar a los diversos grupos armados, estudiando la mejor manera
de reinsertar a sus miembros en la comunidad civil y democrática;

- justicia para las víctimas de atroces ataques a la población desarmada;

- y el retorno garantizado de migrantes y refugiados, tanto cristianos como musulmanes, que deberían poder tomar posesión de sus bienes y volver a una vida serena y tranquila.

En este esfuerzo de diálogo inclusivo, no faltará el compromiso de la Iglesia Católica. Junto con otras confesiones religiosas, la Iglesia buscará lo que une, mientras rechaza lo que causa división o controversia, ya que la búsqueda de la paz viene antes que cualquier otro bien.

Gracias, señor Presidente.

Evento de Lideres de Alto Nivel: Llamada a la Acción para acabar con el Trabajo Forzoso,
la esclavitud moderna y la  trata de personas


Sra. Primera Ministra, Excelencias,
La participación de la Santa Sede en la lucha contra la trata de personas y otras formas de esclavitud moderna no es nueva. Ya en 1965, la Iglesia Católica condenó enérgicamente la "infamia" de la esclavitud, la prostitución, la venta de mujeres y niños, y las condiciones de trabajo vergonzosas, donde la gente es tratada como instrumento de lucro en lugar de como personas libres y responsables[1]. Estos fenómenos " degradan la civilización humana, deshonran a sus autores (…) y son totalmente contrarias al honor debido al Creador.
La cuestión de la trata de personas sólo puede abordarse plenamente mediante la promoción de instrumentos jurídicos eficaces y la colaboración concreta a múltiples niveles de todas las partes interesadas, utilizando estrategias múltiples para detener estos crímenes atroces, castigar a los delincuentes y asistir a las víctimas.

El Papa Francisco ha dejado claro que trabajar para poner fin al trabajo forzoso, la esclavitud moderna y la trata de personas es una de las prioridades definitorias de su papado. De esta manera, las instituciones y organizaciones de la Iglesia Católica actúan en asociación  y en colaboración con los sectores público y privado, incluyendo  a las autoridades gubernamentales.

En particular, la Santa Sede y la Iglesia Católica colaboran con el Gobierno británico en diversos niveles y en muchas iniciativas para erradicar la trata de personas. Una de esas asociaciones es el Grupo Santa Marta, cuya eficacia reside en la estrecha colaboración entre las autoridades policiales y las instituciones de la Iglesia, que rescatan a las víctimas y las acompañan en su rehabilitación a una vida normal. La experiencia ha demostrado que muchas víctimas se cuidan de confiar en las autoridades policiales, pero confían sus historias más fácilmente al personal religioso, especialmente a las religiosas, que pueden ayudarlas a confiar  en el proceso legal y brindarles refugio seguro y otras formas de asistencia.

Por lo tanto, fieles a su naturaleza específica, las instituciones y organizaciones católicas han estado en primera línea ayudando a las víctimas, especialmente a las mujeres y a las niñas, a escapar de situaciones de esclavitud y, con amorosa preocupación, recorren  con ellas el largo camino hacia una vida de libertad, tanto interior como exterior. Las religiosas, en particular, han sido centrales en este trabajo que a menudo ocurre en situaciones dominadas por la violencia. Forman redes en múltiples niveles para coordinar sus esfuerzos y compartir las mejores prácticas y recursos, maximizando así su impacto.

Sra. Primera Ministra, Excelencias,

La Declaración Política sobre la Aplicación del Plan de Acción Mundial para Combatir la Trata de Personas, que se adoptará en los próximos días, enfatiza "en los términos más firmes posibles la importancia de fortalecer la acción colectiva ... para poner fin a la trata de personas"[2]. La naturaleza global de los crímenes de trabajo forzoso, la esclavitud moderna y la trata de personas requieren de todos nosotros una respuesta proporcionada de colaboración, fraternidad y solidaridad. Debemos esa respuesta a las decenas de millones de víctimas, que nos miran con una esperanza desesperada de emancipación y de retorno a una vida de dignidad y libertad.

Gracias, Señora Primera Ministra; gracias, Excelencias.



[1] Cf. Concilio Ecuménico Vaticano II, Constitución pastoral sobre la Iglesia en el mundo actual, Gaudium et spes 27
[2] Political Declaration on the Implementation of the Global Plan of Action to Combat Trafficking in Persons, paragraph 24.

“Meeting point” de presentación del XXIV Congreso Mundial del Apostolado del Mar (Kaohsiung, Taiwan, 1° - 7 octubre 2017)

CIUDAD DEL VATICANO (http://press.vatican.va - 20 de septiembre de 2017).- 
A las 12:30 horas en la Oficina de Prensa de la Santa Sede en Via della Conciliazione 54, hay un“Meeting point”  para presentar el  XXIV Congreso Mundial del Apostolado del Mar "Caught in the net" (Atrapado en la red) que tendrá lugar en  Kaohsiung, Taiwan, dal 1 al 7 de octubre de 2017 y estará dedicado a la pesca y la trata de seres humanos.

Los temas del Congreso expresan el interés y la atención del Apostolado del Mar  en el análisis no sólo de los recursos naturales sino también y sobre todo de los humanos, en particular de los pesadores que trabajan en condiciones inhumanas y a menudo terminan en manos de la criminalidad organizada.

Presente en el acto el P. Bruno Ciceri, Delegado del Vaticano para el Apostolado del Mar, Oficial del Dicasterio para el Desarrollo Humano Integral y experto de estos temas.

El Cardenal Filoni: Hiroshima es el lugar en el que Cristo ha renovado su sacrificio en el siglo veinte

Hiroshima, JAPÓN (Agencia Fides, 20/09/2017) – Hiroshima “es el lugar en el que Cristo ha renovado su sacrificio en el siglo veinte”. Y para la Iglesia Católica, Hiroshima también “significa ciudad de paz, en la que Dios no ha olvidado al hombre, no se ha escondido sino que vive allí”. Con estas palabras, el Cardenal Fernando Filoni, Prefecto de la Congregación para la Evangelización de los Pueblos, ha comentado la vocación espiritual universalmente reconocida a la ciudad japonesa donde el 6 de agosto de 1945 se produjo la primera masacre atómica de la historia humana. Lo ha dicho en su discurso del miércoles 20 de septiembre a los sacerdotes, religiosos, religiosas, fieles, consagrados y laicos de la Arquidiócesis de Hiroshima, con los que se ha reunido el cuarto día de su visita a Japón.

“Aquí” – ha continuado el prefecto de Propaganda Fide - “Cristo crucificado continúa, desde lo alto de este nuevo Gólgota, amonestando a todas las gentes”, incluidos los que en nombre de las religiones “fomentan el odio, las divisiones y las guerras”. Este recuerdo de la presencia de Cristo que actúa en los asuntos del mundo ha dado pie al Cardenal para sugerir a los católicos de la Archidiócesis los caminos a seguir para realizar “un impulso misionero renovado como pide el Papa Francisco en la Evangelii gaudium”. La Archidiócesis de Hiroshima se extiende por un territorio que alberga a 7 millones de habitantes, y donde los bautizados católicos son unos 20.000. “¿Aquí se conoce a Cristo? ¿Tiene un lugar? ¿Puede ofrecer su salvación? ¿Se anuncia aquí el reino de Dios? Estas son las preguntas a las que tenemos que responder” ha dicho el cardenal.

“Al admirar la obra misionera del pasado, no podemos quedarnos como simples administradores de esos resultados. Si no hay motivación para la vida misionera, también habrá falta de generosidad y celo apostólico; se perderá el gozo de la evangelización”.

De la gloria, de la gracia y de la verdad traídas por Cristo – ha continuado el Prefecto del Dicasterio Misionero - el pueblo de Japón no puede ser excluido, Dios no se ha detenido a las puertas de este país que aunque noble y culto, espera el Reino de Dios: Aquí están los ciegos, los sordos, los enfermos, los pobres, los que no tienen esperanza, o sufren por la división de sus familias o los drogadictos, o aquellos que piensan que el suicidio es la única manera de acabar con la desolación y la desesperación, decidles que para ellos hay una buena noticia”.

En su visita a Hiroschima, el cardenal Fernando Filoni ha rendido homenaje al Monumento de la Paz y de la Bomba Atómica.

El Cardenal Filoni: Uno se hace cristiano por “atracción”. El anuncio del Evangelio no es un “adoctrinamiento” ideológico

Hiroshima, JAPÓN (Agencia Fides, 20/09/2017) - La proclamación del Evangelio “no es adoctrinamiento, ni imposición o un forzar las mentes y los corazones”. Se adhiere al Evangelio no por “proselitismo ideológico” sino por “atracción”, con la “libertad interior de quienes descubren ser hijos de Dios”. Con estas palabras, siguiendo la enseñanza del Papa Benedicto XVI y del Papa FRANCISCO, el Cardenal Fernando Filoni ha recordado el dinamismo de la difusión del cristianismo en el mundo, que se distingue de todas las formas de propaganda cultural o religiosa. El Prefecto de la Congregación para la Evangelización de los Pueblos ha expresado estas consideraciones en la homilía de la misa celebrada en la Catedral de Hiroshima el miércoles 20 de septiembre, el cuarto día de su visita a Japón. Durante la homilía, el cardenal se ha referido también a la experiencia de los mártires coreanos Andrea Kim Taegon, Paolo Chong Hasang y de sus compañeros del martirio, en el día d e su memoria litúrgica. “La historia de la evangelización en Corea”, ha recordado el Cardenal del Dicasterio Misionero, “nos recuerda que algunos eruditos confucianos, fascinados por la verdad del Evangelio, comenzaron a estudiar la doctrina católica y los textos bíblicos al encontrarlos extraordinarios; luego enviaron a uno de ellos a Pekín para que lo bautizaran. Volviendo a su patria, este primer bautizado, que más tarde también seria mártir, bautizó a los demás miembros del grupo, dando así vida a la Iglesia coreana, sin ninguna contribución procedente del extranjero. Después de este feliz comienzo – ha agregado el cardenal Filoni - la historia de la Iglesia Católica en Corea “se vio bañada por la sangre de innumerables mártires (...).

En esta querida tierra de Japón, muchos dieron su testimonio como mártires. Como Jesús fue víctima del odio y de la injusticia, los mártires de este país fueron víctimas del odio sin causa alguna”. En suelo japonés – ha señalado el Cardenal- el primer anuncio del Evangelio fue contrarrestado y desencadenó la persecución “porque se consideraba subversivo para con el entonces estado social establecido.

Tal vez hoy – ha añadido el cardenal, refiriéndose a la situación actual- hay otros impedimentos no menos graves: la mentalidad secular, el hedonismo, la indiferencia, la idolatría del bienestar y del dinero, el sentido de nuestra vida que nos han robado”. Y aún hoy “anunciar la Buena Nueva es una obra de caridad muy elevada, y aquellos que acogen con beneplácito el mensaje del Evangelio son siempre motivo de gozo y acción de gracias al Señor”.

P. Chito, liberado en Marawi: “Mi secuestro ha sido voluntad de Dios”

Manila, FILIPINAS (Agencia Fides, 20/09/2017) – “Mi secuestro ha sido la voluntad de Dios. Una prueba que Él ha querido ponerme. Confío en Él. Mi futuro sólo lo veo en Marawi: cristianos y musulmanes somos hermanos y creemos en el único Dios”: ha dicho el p. Teresito Soganub (llamado "Chito"), el sacerdote secuestrado el 23 de mayo y liberado después de 117 días de prisión por parte de terroristas del grupo Maute, vinculados al Estado Islámico, que tienen bajo ocupación la ciudad de Marawi, en la isla de MIndanao. En la ciudad, el ejército filipino está realizando sus últimos esfuerzos para derrotar a los yihadistas que todavía están atrincherados en el centro con un grupo de más de 40 rehenes.

El p. Chito, al llegar a Manila, ha explicado como ha sido el tiempo de su secuestro, señalando que no quería huir, “para poder compartir el destino de los secuestrados hasta el final”. El sacerdote ha dado las gracias al ejército por sus profundos esfuerzos y “a todos los que han orado por nosotros y por nuestra salvación”. El p. Teresito también ha dicho que sólo ve su futuro en Marawi, para continuar en el trabajo de diálogo y construcción de la paz: “Los cristianos y los musulmanes creemos en un solo Dios, queremos vivir en paz”, ha explicado.

El obispo de Marawi, Edwin De La Pena, contactado por la Agencia Fides, informa que “el p. Chito tendrá un período de descanso y recuperación antes de reanudar el ministerio sacerdotal y regresar a la Prelatura Apostólica de Marawi. “La liberación del p. Chito nos da esperanza para la liberación de otros rehenes, entre los que están otros fieles católicos”, recuerda. “Esperamos que la guerra termine pronto - continúa - y que los residentes de Marawi puedan regresar a sus casas, reconstruir sus vidas y su ciudad”.

Es por eso que el Obispo invita a las comunidades católicas de todo el país a “adoptar una comunidad afectada” por la crisis de Marawi, para ayudar a las comunidades locales en el camino a largo plazo hacia la recuperación. “El esfuerzo común de toda la Iglesia filipina transmitirá un mensaje de esperanza a todas las comunidades afectadas”, señala De La Peña.

El proyecto “Adopta una comunidad” es una iniciativa de la Prelatura apostólica de Marawi, en colaboración con Caritas Filipinas y los misioneros redentoristas. Las diócesis y parroquias adoptarán una comunidad de Marawi, ayudando a todas las personas desplazadas y proporcionando todos los recursos necesarios para poder regresar a las actividades sociales normales, como antes de la crisis.
El obispo informa que también se hará un llamamiento especial para reconstruir la Catedral de Marawi, muy dañada por los yihadistas. La Prelatura Apostólica según ah referido a la Agencia Fides presentará un proyecto para solicitar una contribución extraordinaria también a las Obras Misionales Pontificias.