jueves, 25 de mayo de 2017

Carta del Cardenal Secretario de Estado al Presidente de México, Presidente de la Plataforma Global 2017 para la Reducción de Riesgos de Desastres (Cancún, 22-26 mayo 2017)

CIUDAD DEL VATICANO (http://catolicidad.blogspot.mx - 25 de mayo de 2017).-  Publicamos a continuación la carta que el Cardenal Secretario de Estado, Pietro Parolin ha enviado en nombre del Santo Padre FRANCISCO al Presidente de los Estados Unidos Mexicanos, S.E. el Sr. Enrique Peña Nieto, Presidente de  la Plataforma Global 2017 para la Reducción de Riesgos de Desastres, en curso en Cancún del 22 al 26 de mayo:


Excelencia,


La comunidad internacional está tomando conciencia de la importancia de la prevención y de la resistencia. De hecho, el 2015 fue un año que ha visto la adopción de tres acuerds, tres Planes de Acción, significativos para el futuro de la humanidad y entre sí fuertemente interconectados: el Sendai Framework para la reducción de riesgos de desastres 2015-2030, la Agenda 2030 para el desarrollo sostenibile y el Acuerdo de París sobre cambios climáticis. El 2017 representa un hito importante para el camino tanto para identificar y concretizar las modalidades más eficaces parra su actuación.


Se trata de un camino quetiene uno de los retos principales la integración de las actividades para la reducción de riesgos de disastres con las del desarrollo humano integral, para la erradicación de la pobreza, para la lucha a la exclusión social, para la adaptación a los cambios climáticos y para la mitigación.


De frente a estos desafíos, deseo destacar tres aspectos en particular a la cuestión propria de este encuentro, la reducción de los riesgos de disastres.


El primer aspecto es aquel relativo a la necesidad de reforzar las actividades de prevención, educación y formación para reducir las pérdidad humanas, físicas y económicas causadas por desastres naturales. Ellos, es bueno reconocerlo, son a menudo derivantes de incapacidad humana de gestión y acentuadas de iniciativas humanas mal calibrada, que no tienen en consideración el justo orden de le prioridad. Desarrollar la conciencia de los riesgos planteados por los peligros naturales requiere el favor de una verdadera y propia toma de conciencia en las confrontaciones de tales riecgos y de las varias posibilidades de su prevención; esto incidirá también en una mejor gestión de las actividades humanas en muchos campos; pienso por ejemplo en la gestión del agua (cfr Discurso al Seminario de la Pont. Academia de las Ciencias sobre el derecho humano al agua, Vaticano, 24 febrero 2017), recurso precioso que también entre las principales causas de los desastres naturales. Son actualmente numerosos los instrumentos educativos y de “early warning” que, si bien utilizados, de una parte pueden reducir notablemente el número de vidas perdidas a causa de los desastres naturales; el otro puede promover a nivel global y local una verdadera y propia cultura para la reducción de los riesgos de desastres y para la resilienza; cultura que tiene repercusiones positivas sobre  la lucha contra la pobreza y el cambio climático, y sobre el reconocimiento de la dignidad humana y de la centralidad del ser humano.


El segundo aspecto pone en duda la importancia que estos procesos de concientización pregonan una particular atención hacia las poblacoines más vulnerables. Son a menudo los más pobres en ser las principales víctimas de los desastres naturales, que desestabilizan las economías y las sociedades más frágiles y afectan los hábitat o ambientes ya precarios. Es auspiciable una directa implicación de tales personas en los procesos educativos, de “knowledge sharing” y de coscientización en el campo de la prevención y reducción de los riesgos de desastres. Además, entre las actividades de prevención es necesario considerar atentamente las respuestas a los impactos de los desastres naturales, que, debe recordarse, requieren asistencia no sólo material, sino también humana y espiritual. Entre los daños derivados de los desastres naturales también deben ser considerados las  «“heridas interiores”: el sufrimiento de quienes han perdido a sus seres queridos y aquellos que han visto dispersar los sacrificios de una vida entera» (Discurso a las poblaciones afectadas por los terremos, Mirandola, 2 aprile 2017). En tal perspeciva, es bueno esforzarse para reconstruir las condiciones de vida digna para cuantos son afectados por tales desastres.


El tercer aspecto concierne la conciencia que las víctimas y las poblaciones más vulnerables desempeñan un rol esencial en los mismos procesos de prevención, reacción y recostrucción. Ellos están más interesados en la planificación a largo plazo de frente a los riesgos de desastres naturales. La capacidad de mobilización de las comunidades locales no deben mas subestimar ninguna situación de catástrofe. En este contexto, las tradiciones religiosas y culturales son muy importantes y representan una fuente de enriquecimiento para la resistencia. Todo esto requiereuna amplia participación, colaboración, integración el diálogo de todos los actores, sobretodo de las comunidades locales, entre ellas las poblaciones indígenas; se trata de aspectos que son el centro de esta Plataforma Global para la Reducción de Riesgos de Desastres, finalizada a identificar y compar soluciones innovadora para un enfoque integrado en todos los niveles, desde el local y el internacional.


La correcta actuación de estos tres documentos requiere un cambio de mentalidad y de estilo de vida. Cuando tomamos en consideración el futuro de la humanidad, no podemos limitarnos a las áreas técnicas o sectoriales: estamos hablando de valores, de responsabilidad, de solidaridad comartida que implican el bien de toda la familia humana. Como el Papa FRANCISCO ha observado: «cuando las personas se vuelven autoreferenciales y se aislan en su conciencia, aumentan su propia codicia. […] No pensemos sólo en la posibilidad de teribles fonómenos climáticos o grandes desastres naturales, sino también a catástrofes derivadas por las crisis sociales, porque la obsesión por un estilo de vida consumista, especialmente cuando sólo unos pocos pueden sostenerlo, podrá provocare solamente violencia y destrucción recíproca» (Enc. Laudato si’, 204).


En nombre del Santo Padre Papa FRANCISCO, expreso la esperanza que los trabajos de la Plataforma Global sean rentables, fructuosos y capaces de hacer que la resistencia vaya de la mano con el desarrollo de una real, resposable y  fraterna colaboración fundada sobre el bien común. En esta perspectiva, la Santa Sede está siempre dispuesta a ofrecer una contribución propia.


Tengo el honor de llevar a todos vosotros y a todos cuantos forman parte en este importante encuentro los fervientes deseos de Su Santidad para que vuestras deliberaciones sean fecundas, confiando que den esfuerzos consistentes para afrontar de forma siempre más solidaria y compartida los retos que tengamos por delante.


Cardenal Pietro Parolin
Secretario de Estado


[Traducción del original italiano:  http://catolicidad.blogspot.mx]

Felicitaciones del Papa por la Fiesta Nacional de la República Argentina

CIUDAD DEL VATICANO (http://es.radiovaticana.va - 25 de mayo de 2017).  Telegrama de felicitaciones que envió el Papa FRANCISCO al Presidente de Argentina, el Sr. Mauricio Macri, con motivo de la Fiesta Nacional de este país.



Texto completo del Telegrama Papal


Excmo. Sr. Mauricio Macri
Presidente de la República Argentina
Buenos Aires


Con motivo de la Fiesta Nacional de la República Argentina, deseo expresar a vuestra Excelencia mi cordial felicitación, que extiendo a todos los hijos de nuestro amado país, a la vez que pido al Señor que les acompañe en su desarrollo material y espiritual, propiciado por un clima de serenidad, paz y respeto mutuo.


                                                                                          FRANCISCO 

miércoles, 24 de mayo de 2017

El Papa recibe en Audiencia al Presidente de los Estados Unidos de América

Imagen: (AP Photo / Evan Vucci) 

Audiencia General de FRANCISCO: “Emaús, el camino de la esperanza”

CIUDAD DEL VATICANO (http://press.vatican.va - 24 de mayo de 2017).- La Audiencia General ha tenido lugar esta mañana a las 9:25 en la Plaza de San Pedro donde el Papa FRANCISCO ha encontrado a los grupos de peregrinos y fieles procedentes de Italia y de todos los lugares del mundo.
   

En su discurso, el Santo Padre, ha hablado del  tema: “Emaús, el camino de la esperanza” (cfr Lc 24,28-32).
   

Después de resumir su catequesis en diversas lenguas, el Pontífice ha saludado en particular a los grupos de fieles presentes.
   

La Audiencia General ha terminado con el canto del  Pater Noster  y la  Bendición Apostólica.


PAPA FRANCISCO

AUDIENCIA GENERAL

Miércoles 24 de mayo de 2017


Queridos hermanos y hermanas: ¡Buenos días!

   
Hoy quisiera hablar de  la experiencia de los dos discípulos de Emaús, que narra el Evangelio de Lucas (cf. 24,13-35). Dos hombres caminan decepcionados, tristes ,convencidos de  haberse dejado atrás la amargura de una historia que ha terminado mal. Antes de aquella Pascua estaban llenos de entusiasmo, convencidos de que aquellos días habrían sido decisivos para sus expectativas y para las esperanzas de todo el pueblo. Jesús, a quien habían confiado sus vidas, parecía haber llegado finalmente a la batalla decisiva: ahora se manifestaría su poder, después de un largo período de preparación y ocultamiento. Eso era lo que esperaban. Pero no fue así.

   
Los dos peregrinos cultivaban sólo una esperanza humana, que ahora se había hecho añicos. Aquella cruz izada en el Calvario era la señal más clara de una derrota que no habían previsto. Si efectivamente, aquel  Jesús era conforme al corazón de Dios, la conclusión era  que Dios era inerme indefenso en manos de los violentos, incapaz de resistir al mal.

   
Así, aquella mañana, aquel domingo, los dos huyen  de Jerusalén. Tienen todavía ante sus ojos los acontecimientos de la pasión, la muerte de Jesús; y en el ánimo el penoso darle vueltas a esos eventos, durante el descanso forzoso del sábado. Aquella fiesta  de Pascua, que debía entonar el canto de la liberación, se había convertido, en cambio,  en el día más doloroso de sus vidas. Dejan Jerusalén para ir a otro lugar, a un pueblo tranquilo. Tienen toda la apariencia de las personas empeñadas en eliminar un recuerdo que quema. Van andando, tristes,  por el camino.Este escenario – el camino – ya había sido importante en las historias de los Evangelios; ahora lo será cada vez más, en el momento en que se empieza a contar la historia de la Iglesia.

   
El encuentro de Jesús con los dos discípulos parece ser totalmente fortuito: se parece a uno de los tantos cruces  de la vida. Los dos discípulos caminan pensativos y un desconocido se une a ellos. Es Jesús; pero sus ojos no son capaces de reconocerlo. Y entonces Jesús comienza su "terapia de la esperanza." Lo que acontece en aquel camino es una terapia de la esperanza ¿Quién la hace? Jesús.

   
En primer lugar, pregunta y escucha: Nuestro Dios no es un Dios intrusivo. Aunque  ya conoce el motivo de la  decepción de aquellos dos, les deja tiempo para que sondeen en profundidad  la amargura que se ha apoderado de ellos. El resultado es una confesión que  es el estribillo de la existencia humana: "Nosotros esperábamos, pero; nosotros esperábamos, pero ..." (v. 21). ¡Cuántas tristezas,   cuántas derrotas, cuántos fracasos hay en la vida de cada persona! En fondo, todos somos  un poco como aquellos dos discípulos. ¡Cuántas veces en la vida hemos esperado, cuántas veces nos hemos sentido al borde de la felicidad, y luego todo se ha venido abajo y nos hemos sentido decepcionados.!  Pero Jesús camina con todas las personas desanimadas que van con la cabeza baja. Y caminando con ellos, de manera discreta, consigue devolver la esperanza.

  
Jesús les habla primero a través de las Escrituras. El que toma en sus manos el libro de Dios no se cruzará con historias de heroísmo fáciles,  o con campañas de conquista relámpago. La esperanza real nunca es barata: pasa siempre a través de las derrotas. La esperanza de los que no sufren, tal vez ni siquiera lo es.  A Dios no le gusta ser amado como se amaría a un  líder que arrastra a su pueblo a la victoria destruyendo a sus adversarios en un baño de sangre. Nuestro Dios es una lamparilla que arde en un día de frío y viento, y por muy  frágil que parezca su presencia en este mundo, El ha elegido el sitio que todos desdeñamos.


Después, Jesús repite a los dos discípulos  el gesto fundamental de cada Eucaristía: toma el pan, lo bendice, lo parte y se lo da. En esta serie de gestos :¿ No está toda la historia de Jesús? ¿Y no está también, en cada Eucaristía,el signo de lo que debe ser la Iglesia? Jesús nos toma, nos bendice, "rompe" nuestra vida - porque no hay amor sin sacrificio - y  se la ofrece a los demás, se la ofrece a todos.
   

Es un encuentro rápido, el de Jesús con los dos discípulos de Emaús. Pero contiene todo el destino de la Iglesia. Nos dice que la comunidad cristiana no está encerrada en una ciudadela fortificada, sino que  camina en su ambiente más vital, es decir, la carretera. Y allí encuentra a las personas, con sus esperanzas y sus desilusiones, a veces muy duras. La Iglesia escucha las historias de todos  a medida que surgen del cofre de la conciencia personal  para ofrecer después la Palabra de vida, el testimonio del  amor, amor fiel hasta el final. Y entonces el corazón de las personas vuelve a arder de esperanza.


Todos nosotros hemos pasado en nuestra vida por momentos difíciles, oscuros; momentos en que caminábamos tristes, pensativos, sin horizontes, solamente un muro delante. Y Jesús está siempre a nuestro lado para darnos esperanza, para calentarnos el corazón y decir: “Adelante, yo estoy contigo, adelante”. El secreto del camino que lleva a  Emaús estriba aquí: Aunque las apariencias parezcan contrarias, Dios nos sigue amando y nunca dejará de hacerlo. Dios caminará siempre con nosotros, siempre, incluso en los momentos más dolorosos, incluso en los momentos más difíciles, incluso en los momentos de la derrota: Allí está el Señor. Y esta es nuestra esperanza. Sigamos adelante con esta esperanza. Porque El está a nuestro lado y camina con nosotros, siempre.


Saludos en las diversas lenguas


Saludos en francés

   
Me complace dar la bienvenida a los peregrinos de lengua francesa, especialmente al grupo católico del Palacio de Justicia de París y a  la comunidad del Arca de Ambleteuse, así como a todos los fieles que han venido de Bélgica, Francia y  de la isla de Mauricio. En la víspera de la solemnidad de la Ascensión del Señor, tened la seguridad de que también en las contrariedades aparentes, Dios nos ama siempre y  de que su amor por nosotros no cesará nunca.¡Que Dios os bendiga!


Saludos en inglés

   
Saludo a los peregrinos de lengua inglesa presentes en la audiencia de hoy, especialmente los de Inglaterra, Hong Kong, India, Vietnam, Filipinas, Indonesia, Guam, Zimbabwe, Canadá y los Estados Unidos de América. En la alegría de Cristo resucitado, invoco sobre todos vosotros y vuestras familias el amor misericordioso de Dios nuestro Padre.Hoy quiero saludar especialmente a los peregrinos de i Hong Kong en el día de la Virgen de Sheshan.  ¡El Señor os bendiga!


Saludos en alemán

   
¡Una cordial bienvenida a todos los peregrinos de lengua alemana! En particular, saludo a los fieles y a la banda musical de Zams. En el mes de mayo os encomiendo a todos, así como vuestros deseos y preocupaciones a la  Virgen. ¡Que Dios os bendiga!.


Saludos en español


Queridos hermanos y hermanas:


La lectura del Evangelio de san Lucas que hemos escuchado nos narra la experiencia de los dos discípulos que, después de la muerte de Jesús, huyen de Jerusalén sin esperanza, desilusionados y llenos de amargura por la derrota del Maestro, hacia la tranquilidad de Emaús.


En ese caminar hacia su aldea, mientras conversan con paso triste y desesperanzado, se les une un desconocido. Los ojos de ellos, velados aún por el fracaso de sus expectativas humanas, no reconocen que es Jesús. El Señor camina con ellos, y aunque conoce el motivo de su desilusión, no se impone, sino que pregunta y escucha. Comienza su «terapia de la esperanza». Les deja el tiempo necesario para que hagan un recorrido interior y lleguen al fondo de su amargura. Y ellos pronuncian aquellas palabras: «Nosotros esperábamos que él fuera el futuro liberador de Israel»; palabras que trasudan tristeza, decepción, derrota, y que son un retrato de la existencia humana que nos es común.


Jesús camina, de manera discreta, junto a todas las personas desalentadas, y logra darles de nuevo la esperanza. Como a los discípulos de Emaús, él habla a través de las Escrituras, manifestando cómo la verdadera esperanza pasa por el fracaso y el sufrimiento. Y al final del camino cumplido en su compañía, Jesús se hace reconocer en la Fracción del pan, gesto fundamental de la Eucaristía, don de su amor total, de donde brota la vida de la Iglesia y del cristiano.

    

Saludo cordialmente a los peregrinos de lengua española, en particular a los grupos provenientes de España y Latinoamérica. Que Jesús resucitado nos conceda descubrirlo presente y vivo en su Iglesia donde, saliendo a nuestro encuentro y caminando junto a cada uno, nos conduce con su amor infalible y su presencia vivificante por el camino de la esperanza. Que Dios los bendiga.



Saludos en portugués
   

Saludo a los peregrinos de lengua portuguesa,invocando para todos los consuelos y las luces del Espíritu de Dios para que, vencido los pesimismos y  las decepciones de la vida, podáis  atravesar, junto con vuestros seres queridos, el umbral de la esperanza que tenemos en Cristo resucitado. ¡Cuento con vuestras oraciones. ¡Gracias!




Saludos en árabe
   

Saludo cordialmente a los peregrinos de lengua árabe, en particular los procedentes de Siria, Tierra Santa y Oriente Medio. Hoy en día, muchas personas viven la experiencia de los dos discípulos de Emaús, con el corazón roto a causa de las guerras y las desilusiones: viven la necesidad de encontrar a Jesús y de que El los encuentre. En realidad, sólo el Resucitado puede reavivar su decepción en la humanidad y la llama de la esperanza que nunca defrauda. ¡El Señor os bendiga a todos y os proteja del maligno!



Saludos en polaco
   

Saludo cordialmente a los polacos que participan en esta audiencia. Toda persona, en los momentos difíciles de la vida, se siente perdido y no sabe qué hacer. Necesitamos el apoyo de alguno, una ayuda y un consejo - sobre todo en el campo espiritual.- La memoria de la Bienaventurada Virgen María Auxiliadora, que hoy recordamos, nos hace conscientes de la grandeza del don de la protección de la Madre del Hijo de Dios sobre cada uno de nosotros. Encomendémosle  nuestra vida. En las dudas invoquemos su protección: María Auxiliadora interceda por nosotros. Alabado sea Jesucristo.


Saludos en ucraniano

   
Saludo a los peregrinos ucranianos que han participado en la peregrinación militar internacional a Lourdes, y sigo  invocando del Señor la paz para la amada tierra ucraniana.


Saludos en italiano


Doy una cordial bienvenida a los peregrinos de lengua italiana. Saludo a los fieles de la zona del terremoto de Valnerina; a los de Massa di Somma, en el aniversario de la fundación de  la parroquia de Santa Maria Assunta y a los alcaldes de la zona de Pinerolo. Saludo a los grupos parroquiales y a las asociaciones, en particular la de los cantantes de ópera. En la víspera de la solemnidad de la Ascensión del Señor,  esta visita a la Ciudad Eterna despierte la fe y suscite un nuevo compromiso con la caridad y la solidaridad.


Un saludo especial a los jóvenes, a los enfermos y a los recién casados. Hoy celebramos la memoria de María Auxiliadora, auxilio de los cristianos. Queridos jóvenes, aprended a amar  en la escuela de la Madre de Jesús. Queridos enfermos, en el sufrimiento pedid la intercesión celestial de la Virgen Santa con la oración del Rosario. Y vosotros, queridos recién casados, sabed siempre, como la Virgen, escuchar  la voluntad de Dios para vuestra familia.


© Copyright - Libreria Editrice Vaticana

Santo Padre nombra Presidente de la Conferencia Episcopal Italiana

CIUDAD DEL VATICANO (http://press.vatican.va - 24 de mayo de 2017).-  En otros Actos Pontificios hoy el Santo Padre FRANCISCO, según lo establecido en el Art. 26 § 1 del Estatuto de la Conferencia Episcopal Italiana, ha nombrado a  Su Eminencia Reverendísima el Cardenal Gualtiero Bassetti, Arzobispo de Perugia-Città della Pieve, como Presidente de dicha Conferencia Episcopal Italiana.

El Card. Urosa recuerda el llamamiento del beato Romero: “¡les ruego, les suplico, les ordeno que cese la represión!”

Caracas, VENEZUELA (Agencia Fides, 24/05/2017) - “La Jornada de Oración por la Paz de Venezuela que se ha celebrado en todas las diócesis el 20 y 21 de mayo, ha sido proclamada para pedir al Señor insistentemente la solución al problema político y económico, el cese de la violencia, el cese de la represión del pueblo en las manifestaciones, el respeto de los derechos humanos, especialmente de los detenidos políticos, la vigencia de los valores democráticos, la reconciliación y la paz”. Lo ha recordado el Cardenal Jorge Urosa Savino, Arzobispo de Caracas, en la homilía de ese día.

Según el texto recibido en la Agencia Fides, el Cardenal ha vuelto a proponer la invitación a la paz: “Ese es el único camino, el camino cristiano para la paz. La observancia de los mandamientos: amar a Dios por sobre todas las cosas, y al prójimo como a nosotros mismos.

A la raíz de la actual y conflictiva situación del país, caracterizada por una grave crisis social, económica y política está precisamente la falta de cumplimento de los mandamientos: el afán de lucro, la ambición de poder, la soberbia, el egoísmo, la corrupción, la delincuencia, en fin toda una serie de problemas que no voy a repetir en esta homilía”.

El arzobispo de Caracas ha continuado: “Los miembros de los diversos componentes de la Fuerza Armada y de la Policía deben ser defensores y garantes del cumplimiento de la Constitución y, por vocación, tienen que garantizar, por encima de todo, la paz y la sana convivencia del pueblo venezolano, al cual pertenecen. Apelamos a la conciencia de quienes las dirigen ante las numerosas muertes de ciudadanos causadas por abusos de autoridad en acciones represivas. La responsabilidad moral de los actos que desembocan en violencia, heridos y muertes recae sobre quienes las ejecutan, así como también sobre quienes las ordenan o permiten. Adquiere actualidad en nuestro país el pronunciamiento del mártir de América, Beato Oscar Romero: 'En nombre de Dios y de este sufrido pueblo les ruego, les suplico, les ordeno que cese la represión'”.

Por desgracia, se ha elevado a 60 el número de víctimas de las protestas contra Maduro, que están en marcha desde abril. De las últimas noticias se desprende que un segundo juez de la Corte Suprema ha rechazado el proyecto de una Asamblea Constituyente presentado por el presidente. Según un sondeo, están en contra el 73% de los venezolanos.

Las muertes infantiles por neumonía se deben a la pobreza y la inseguridad

Puno, PERÚ (Agencia Fides, 24/05/2017) - La principal causa de muerte entre los menores debido a la neumonía, se debe al nivel de pobreza en que vive la población, así como a la mala nutrición de los niños. Esta voz de alarma ha sido lanzada por el director de la Unidad de Epidemiología de la Dirección Regional de Salud de Puno, que en una nota recibida por la Agencia Fides, ha declarado que hasta el momento han fallecido por neumonía 9 niños con menos de cinco años. De las investigaciones sobre la muerte emerge que los pueblos afectados no tienen la infraestructura adecuada, la higiene es deficiente, sufren de mala alimentación y cuentan con pocos ingresos. Además, se ha verificado que las muertes son más comunes en las zonas comercial y agrícolas de la meseta.